¡Bienvenidos! Sobre MACO 2009.

Del 22 al 26 de Abril se celebra en la sala “D” del Centro Banamex (Hipódromo) en la zona metropolitana de la Ciudad de México la exposición MACO, México Arte Contemporáneo, en su edición del 2009. El evento congrega a un muy buen número de galerías internacionales, 90 de acuerdo a los organizadores, y expone el trabajo de muchos artistas y otros tantos que pretenden serlo, más de 800 según la publicidad del evento. La distribución del espacio, la curaduría, la organización y en general la logística del evento es excelente, nada podríamos objetarle; por los stands se camina cómodamente y en ningún momento se padece de lo que yo llamo “claustrofobia en pago por evento”. Cabe mencionar que la difusión que el comité organizador hizo del evento para que los jóvenes acudieran también fue muy buena, lo cual, claro, debe agradecérsele a los patrocinadores. Es bueno saber que un importante número de empresas tienen entre sus estrategias de mercadotecnia el apoyo a este tipo de eventos como la revista “Chilango”, “Volaris”, “Dos Equis”, “Audi” y otras más.

    Así pues, el evento es un éxito y reconocemos su valor como elemento difusor de la cultura en México.

    Sin embargo; quiero utilizar esta exposición como excusa para platicar un poco sobre la deplorable situación del arte contemporáneo.

Teoría de la confusión.

    ¿Qué es el arte? ¡Uf! ¡Con la Iglesia hemos topado Sancho! Es tarea del todo imposible definir qué es el arte. Quizá, como hacen los teólogos, debemos definirlo por negación; es decir, diciendo qué no es arte. No es arte el trabajo ocurrente y no es arte el diseño. Punto.

Teoría de la ocurrencia.

     Alguna vez entre Carlos Monsiváis y Octavio Paz se desató un debate que a muchos nos mantuvo de lo más entretenidos. Resulta que en entrevista concedida por el maestro Paz se le preguntó sobre qué opinión guardaba del trabajo de don Carlos Monsiváis; la respuesta del maestro fue como mínimo interesante, tildó a Monsi de ser un hombre de ocurrencias pero no de ideas. Posteriormente Monsi regresó el batazo diciendo que él podía ser ocurrente pero en cambio Paz era un boticario. Es obvio que ambos escritores siempre se respetaron y no se entendería el panorama de las letras mundiales de estos tiempos truculentos prescindiendo de la obra de cualquiera de los dos pero la anécdota sirve para ilustrar un poco: ¿qué es esto de la ocurrencia?

    Ocurrencia es tomar la fotografía de una flor, encerrarla en la vitrina de un carrito de dulces y sobre su plataforma colocar un florero con una hermosa flor roja ornamentando el conjunto. Es una imagen bonita, sí; original, también; una imagen que te saca una sonrisita, por supuesto. Pero no es arte.

    Ocurrencia es un candelabro compuesto de alambre de desecho y una que otra cuenta de cristal salpicada en su estructura; te hace reflexionar sobre la banalidad del lujo, sí; te causa extrañeza, también. Pero no es arte.

     Ocurrencia es filmar un corto en un hotel de la ciudad de México para denunciar… pues no sé realmente para denunciar qué porque no tiene ni pies ni cabeza; un cineasta diría, sin pelos en la boca, que todo cortometraje mal logrado puede llamarse trabajo experimental o arte de vanguardia si se es lo suficientemente cínico; por supuesto que no es arte, es más, creo que ni a ocurrencia llega.

    Una ocurrencia consiste en utilizar recursos intrascendentes (como una flor, alambres de desecho y hasta hoteles citadinos) para transmitir un mensaje provocando en el espectador emociones (agradables, grotescas, censurables…); se construye por completo de instantes, por ejemplo la florecita sobre el carrito te hacer sonreír una vez pero no más (a menos que estés medio lurias, pero eso es asunto de otro cuento). Y no es arte porque no utiliza técnicas que requieran por parte de su creador un conocimiento profundo en fotografía, en escultura, en pintura… cualquier farsante puede disfrazar una ocurrencia con la absolución de la etiqueta <<arte>>.

Teoría del diseño.

     El diseño busca la creación de productos que además de funcionales sean estéticos; es decir, busca humanizarlos. Un diseñador requiere de conocimientos técnicos que le permitan crear un producto. Su tarea, pues, es totalmente funcional y es innovadora y artística (en un sentido estético) pero su trabajo no puede ser concebido como arte pues un producto se crea para servir mientras que el propósito del arte sigue sin ser descubierto y esperamos que a nadie se le ocurra imponerle una función.

    Así pues una botella de refresco muy bonita es un gran avance para el diseño industrial y sin duda terminará atrayendo a un mayor número de consumidores; pero una botella de refresco no es arte.

     Un pedazo de lámina utilizado como lienzo para formar un collage con etiquetas de desecho industrial puede ser una propaganda muy efectiva para cuestionar los niveles de desperdicio en el sector manufacturero de la economía mundial, pero, no es arte ¡cómo va a serlo! ¿Cómo puede considerarse arte, es más, como puede considerarse artista al autor de este collage cuando en su obra no hay pasión, no hay técnica, no hay ni siquiera perspectiva? ¡No hay nada! Es un póster digno de la portada de una revista editada por Green Peace, y ya.

     Conclusión: el diseño industrial no es arte.

Teoría de la pretensión.

     Estar abiertos a nuevas propuestas no significa que todo lo que sale al mercado, en este caso, todo lo que una galería cualquiera nos muestra se pueda considerar arte. Sé que para muchos creadores resulta de lo más molesto que les digan: tu trabajo es basura, de la buena, cierto, pero no deja de ser una basura brillante; por muy molesto que sea no puedo dejar de decirlo; y es que, hoy en día decir que se es crítico de arte es casi lo mismo que aceptar que padeces de alguna clase de pandemia característica del Medioevo como peste negra o algo peor. Bueno, pues no debemos callarnos ¿y qué si porque no nos gusta el candelabro hecho de desperdicios nos llaman retrógrados? Por favor, el insulto es el recurso del artista frustrado; no somos paladines de la contrarreforma solo tenemos la formación intelectual y el criterio suficientes para identificar justo el momento en el que las pretensiones de un <<artista>> llegan a querer vender una ocurrencia en miles de dólares haciendo pasar su basura por arte.

     El arte (aunque muchos digan que su creación está abierta a todos, que es accesible a todos, que el arte es la mejor materialización de la democracia) debe llegar a todo el mundo, cierto, pero eso no significa que todos sean capaces de crearlo.

     Para crear arte se debe dominar primero la técnica; sin técnica no hay arte. ¿Qué es la técnica? Técnica es haber pasado horas frente al lienzo, enfrentándose al uso del pincel y la pintura. Técnica es tener las manos llenas de callos por empuñar el cincel contra la roca. Técnica es haber leído el trabajo de cientos de artistas, de escritores, y haber escrito cientos de hojas incoherentes hasta volverse legible. Técnica es sumergirse en la obra de todos los creadores que te han precedido para aprender de su maestría y compartir su locura. Técnica es talachearle para aprender a usar el pincel, la cámara fotográfica, el bolígrafo, el cincel, la maldita computadora y técnica es saturarse del trabajo de los otros antes de exponer el propio. Sin técnica, sin talacha, no puede hablarse de arte, lo demás, es pretensión.

Sobre algunas obras que valen mucho la pena en MACO 2009.

    1) De Luis Gordillo, “Doble Hitchcockiano” y “Deslumbramiento”; 2) de Jan Hendrix, “Between Heaven and Earth”; 3) el trabajo de Ana Eliza Egreja; 4) la obra de Paulo Queiroz; 5) el arte de Maya Attoun, 6) la espléndida mezcla entre pintura y escultura de Hugo Lugo y; 7) la exhibición de la galería peruana Revólver.

    ¿Ustedes qué opinan?

                                                                                                                                                            Ger JM

Pd. Planeta Por Conquistar a la venta.

Pd. Planeta Por Conquistar a la venta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: